BienvenidaBlog

¿Por qué considerar a Jesucristo el Hijo de Dios?

¿Jesucristo Hijo de Dios?.

Una pregunta muy frecuente hecha por nuestros hermanos musulmanes es “¿Por qué los cristianos llaman a Jesucristo El “Hijo de Dios”? “Ante esta pregunta podemos destacar los siguientes Puntos para ellos:

Nosotros, los humanos, no proclamemos a Jesús como el hijo de Dios; Fue Dios mismo quien hizo esta declaración de paternidad, mediante su acto divino, participando en la concepción de Jesús sin que haya un padre terrenal. La Santa Biblia da testimonio de esto como un hecho histórico.

Jesús tenía una madre terrenal (María) y nació igual que tú o yo. Pero en cuanto a la paternidad su padre es el Dios Todopoderoso, y por eso Jesús es el hijo de Dios. Dios, no teniendo un cuerpo, No copuló con María – sugerir tal cosa sería menospreciar a Dios. La concepción de Jesús era un acto creativo divino, así como la creación del Universo era un acto creativo divino, o un milagro es un acto creativo divino.

Jesús es la imagen visible del Dios invisible, y así nos permite saber quién es Dios, a quien no hemos visto, al mirar el carácter, las acciones y las palabras de Jesucristo, que si fueron vistas. Jesús tiene un cuerpo – él todavía tiene uno, puesto que ha sido levantado de la muerte y ascendió en forma corporal al Padre, de allí vendrá para juzgar a los vivos y a los muertos, porque él es legítimamente Señor y Rey de toda la tierra. Al ser conocido, y por su muerte sacrificial por nosotros en la cruz, Jesús se convirtió y sigue siendo el mediador entre Dios y el hombre. Dios como hombre (es decir, Jesús) representa Dios para nosotros. Él también representa al hombre a Dios, intercediendo ante el Padre en nuestro favor.

Él es ambos, creador y creado. Por él fueron hechas todas las cosas, y también él fue engendrado, tal y como somos nosotros.

Jesucristo es y también nos entrega la Palabra de Dios a nosotros, y lo hará hasta el final de Humanidad en la tierra. Él vino a la Tierra con el propósito de salvarnos de nuestros pecados. Su propósito es acabar con el abismo que se había formado entre la humanidad y nuestro Dios Todopoderoso, a través de nuestra injusticia, y nos capacita para recibir la justicia de Dios como un don, libremente otorgado, a todos los que se arrepienten de sus pecados y ponen su fe en él. Dios el Padre y Dios el Hijo convinieron juntos para hacer esto antes de que la creación comenzara, y la creación siempre ha existido con eso como objetivo divino.


ShareShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone
Previous post

La Voluntad de Dios para nuestra vida

Next post

Cuida tu lenguaje

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.